domingo, 10 de junio de 2018

Carreteras de montaña en Almería


Junio 2018
( si clickais encima de las fotos se amplían solas )

NOTA: Esto no es, ni pretende serlo, una guía de las carreteras de montaña que hay en 
Almería, solo es una crónica de las que yo he conocido en este viaje.

Una vez terminado el viaje ha pasado lo que últimamente está ocurriendo, de los planes iniciales prácticamente no se han hecho casi ninguno.
He ido improvisando en función del tiempo meteorológico, los consejos de los lugareños, de mi "instinto motero" in situ según las circunstancias y de factores varios.
Lo que si es cierto es que he llegado realmente alucinado de lo que me he encontrado.
Por fin empieza la crónica.


De nuevo me he juntado con varios días de fiesta y los he aprovechado para hacer un mini-viaje.
Tenía varios destinos previstos en función de las previsiones del tiempo.
Nos decantamos por el sur donde eran mas favorables.
Pantano de Mequinenza.


Paro a tomar algo caliente y coincido en el bar con otro motero.
Entablamos una pequeña conversación y me habla de su Transalp.
Me pregunta mi destino, pero tenemos caminos contrarios.
Salimos a buscar nuestras motos y  aprovecho para hacer unas fotos, un bonito lugar.





El primer día daban lluvia por la tarde.
Decidí levantarme pronto y buscar un camping antes de que empezase a llover.
Por el camino me iba encontrando paisajes como estos.




Tuve suerte, llegar al camping, montar la tienda, comer algo y empezar a llover.


De paso celebrar los primeros 50.000 km.


Toda la noche lloviendo.
Por whap una amiga me iba informando del pronóstico del tiempo.
La cosa no pintaba nada bien, por donde yo estaba, la comunidad valenciana, alerta naranja por lluvias.
Esperemos que la tienda aguante.
555 km.

Amanece un nuevo  día.


Toda la noche lloviendo.
La tienda ha calado un poco pero ha sido mas bien por culpa mía, con la prisas de meterlo todo dentro la tela tocaba un poco el sobretoldo y por aquí ha sido donde ha calado, por lo demás ningún problema.
La tienda la tengo que plegar mojada, intentaré llegar al próximo camping pronto para poner las cosas a secar.
Voy  a desayunar al bar del camping y me encuentro esto en la barra.


"Puedes pedir lo que quieras" me comenta la señora del bar, "ayer se terminaron dos como esta"
(yo que casi no como carne).....".esteeeee, puede ser una tostada y un café con leche...?
Después de mi desayuno mas liviano sigo ruta.
El día ha sido muy motero combinando carreteras rápidas con secundarias, algunas de ellas con el asfalto bastante roto, terreno explorer.
La carretera del pantano de Benageber (foto) es impresionante aunque hay tramos que con una moto con suspensiones duras se debe pasar fatal.


La presa del pantano.
 Un buen lugar para hacer fotos.






Entramos en Castilla la Mancha y pasamos por un pueblo conocido por los aficionados culés.


Las curvas se transforman en interminables rectas.
"Ancha es Castilla".


A mitad de ruta el gps encuentra un atajo y me meto por él.
Otra carretera impresionante que también lleva a un pantano aunque el asfalto está muy mal.


Este tramo es de los que mejor estaba.


Que camino tomar...?


Menos mal que la señalización lo aclara todo.



Sigo ruta y me para un coche, está perdido.
Intento buscar su destino por el móvil, pero no hay datos.
De nuevo mi viejo gps nos saca de apuros y le puedo indicar la ruta para llegar a su destino.
Me comenta que de joven también iba en moto y se queda sorprendido al ver una moto actual de cerca con maletas, gps, móvil, avances tecnológicos....parecía gestar la idea de cambiar su coche de lujo por una moto actual, quien sabe igual pronto nos cruzamos en ruta.
Para ir al camping desde Serón hay dos caminos uno de ellos es subiendo por un puerto de montaña, el otro siguiendo la carretera, también de curvas, pero mas amplia.
Evidentemente cojo la primera opción.
Otra carretera para no perdérsela pero no apta para quien tenga vértigo.
No he hecho fotos pero como voy a establecer en este camping el campamento base ya las haré otro día, hoy interesa llegar lo antes posible para secar los estropicios de las lluvias de ayer.


También hay cerca las ruinas de un pueblo minero, intentaré acercarme otro día para hacer algunas fotos.


455 km.

Amanece un nuevo día.


Hacía tiempo que no me despertaba el cantar de un gallo.
Gallo que tiene un buen porte.


Hoy iba a hacer una ruta muy motera, corta en kms pero llena de curvas.
En la misma puerta del camping ya empiezan las curvas, todo un lujo.
Empezare por hacer las fotos de la carretera de ayer que quedaron pendientes.
Lo que queda del puente de hierro que utilizaban para transportar los minerales.


Las fotos de la carretera hablan por si solas.




Por si la quereis disfrutar.


Seguimos haciendo curvas dirección Velefique.


Parada para desayunar.


La cima del puerto.



Una de las fotos mas conocidas del puerto.
Mientras hago la foto veo pasar dos motos a buen ritmo, una Multistrada y una S1000XR.


Se hace desde aquí.
Por aquí no veo ninguna gasolinera y aprovecho un pequeño tramo de enlace por autovía para repostar y de paso tomar algo caliente.
Aunque estemos en Almería por aquí arriba hacia fresco.
Cuando voy a buscar la moto para seguir ruta veo llegar a las dos motos.
Son polacos, como ni se polaco ni ingles, la conversación se limita a un saludo.
Sigo ruta.


La diversión de curvas continua dirección Olula de Castro y luego Aulago, aunque no entro en el pueblo
Paro para hacer esta foto y veo de nuevo las dos motos, a buen ritmo.


Corono el puerto y veo estos observatorios.


Un cielo azul y limpio.



Pongo dirección al camping, pero antes paro en la panadería a comprar pan y una torta muy buena, que me ha dicho el nombre pero no me acuerdo.
Esta es la panadería.


Llego al camping la ducha, preparo la comida y mientras estoy comiendo.....oigo las dos motos de nuevo pasar a buen ritmo por la puerta del camping.
Hoy es lunes y se han ido todos, incluidos los empleados.
Tengo todo el recinto con sus parcelas, servicios y demás solo para mi.


Esta tarde quiero ir a dar un paseo por el pueblo minero.
Es curioso como un lugar elegido al azar, refiriéndome al camping que estoy, esta tan lleno de historia.
Pero no de historia de grandes reyes y sus grandes conquistas, ni colosales monumentos, si no historia de gente sencilla, humildes trabajadores.
Dejo las fotos con sus carteles explicativos que seguro la cuentan mejor que yo.



















175 km.

Amanece un nuevo día.


De nuevo me ha despertado el gallo a las 5.17 h., mañana cuando vuelva a cantar intentaré mirar si lo hace a la misma hora. Canta y se calla a ratos como si diera los cuartos.


Vaya día de moto, igualando a los demás.
A primera hora empieza a lloviznar, como veo que es poca cosa me preparo y empiezo la ruta.
Hoy lo haremos al revés.
Primero parada en la panadería que me pilla de camino, comprar el pan para el día y unas riquisimas pastas recién hechas para el desayuno.
Luego parada en un bar para el café con leche.


Para empezar atravesaremos la sierra de Baza, pero no iré por el camino recto sino que daré un pequeño rodeo por una bonita carretera dirección Alcontar.



En la sierra de Baza la carretera empieza a subir.



Iba equipado para el frío.
La mañana además de lluviosa había empezado fría.
Puse los puños calefactables y casi, casi, el asiento también.


El paisaje espectácular y el asfalto no muy bueno.
Hay tramos con mucha grava que junto al color blanquinoso del asfalto daba mucha inseguridad.
Los clink, clonk, clank, crush en el cubrecarter eran contínuos.
Pero con calma sin problemas.




Mientras paro a hacer estas fotos veo pasar tres Africa twin.



No hace falta imaginarse carreteras mágicas y aventuras en el confín del mundo, las tenemos en la puerta de casa.


Cuando el asfalto vuelve a estar en buen estado es una maravilla circular por estas carreteras, aunque con la explorer es mas divertido las carreteras con asfalto "en dudoso estado", se agradecen estos tramos mas relajados.
Atravesamos sierra nevada y nos vamos acercando al desierto de Tabernas.


Paro en este tranquilo lugar para poner la chaqueta en modo verano y quitarme ropa, el calor empieza a apretar.


De paso hacer unas fotos.


En pocos kms el paisaje cambia por completo.
Una alfombra verde en la orilla del río rodeada de montañas inertes.




Paro en Alhabia a comer algo casero que desde que salí he ido a base de hornillo.
Ensalada con los buenos productos de la tierra y cazón en adobo que por aquí lo hacen buenísimo acompañado de patatas fritas, bebida y café 9€.


Pongo rumbo al camping pero dando un pequeño rodeo por Tíjola.
Poco antes de llegar al pueblo me cruzo con una Teneré 660.
Como el último tramo antes de llegar a Tíjola ya lo conocía me dedico a disfrutar de las curvas.
Hay que estar echando mano continuamente de la sensatez para no animarse demasiado en estas carreteras tan divertidas.


Hago una parada para volverme a poner en modo invierno y veo una manada de cabras salvajes.
Intento hacer la foto, pero esto es lo que sale, este zoom del móvil...


Poco antes de llegar al camping me vuelvo a cruzar con la misma Teneré 660, parece que hemos hecho la misma ruta pero en sentido contrario.
Procuro llegar al camping antes de que se vaya el sol, que luego hace frío para la ducha.
Cuando llego está la señora que se ocupa del camping y entablamos una pequeña conversación.
Me comenta que el camping está a 1600 mts de altitud y que los observatorios que vi ayer son alemanes y que este año ya los ceden a España.
Me voy un rato abajo al bar que aunque está cerrado es el único sitio donde hay wifi y conectarme un rato con el mundo.
En todo el camping no hay datos ni cobertura, un buen lugar para descansar.



255 km.

Amanece un nuevo día.


Como el gallo me ha despertado puntualmente a las 5:06 me decido a salir pronto de ruta,
Ha sido una noche fría, aunque la ropa térmica que utilizo para dormir me ha protegido de él.
Esta es la temperatura que marcaba el termómetro de la moto a las 7.34 h., 4,5º.


A parte de equiparme de invierno ha puesto todo lo calefactable de la moto, puños y asiento.
Cuando bajaba a los valles a ponerse en modo verano, subir puertos modo invierno, así toda la mañana.


Esta carretera es realmente divertida tanto visualmente como para hacerla.


La primera parte de la ruta ya la conocía de estos días y he disfrutado de las curvas todo lo que podía.
La segunda parte iba a conocer las Alpujarras almerienses.
Esos bonitos pueblos en ese enclave privilegiado.
Las fotos lo dicen todo.







Pasamos por Bayarcal el pueblo mas alto de Almería como reza en el mosaico.


Una maravilla llevar la moto por estos lugares.



Acabo con la subida al puerto de la Ragua, frontera entre Granada y Almería.




Mientras bajaba el puerto me he cruzado con un montón de ciclistas que lo subían, menos el que iba primero, el resto reflejaban en sus rostros la dureza de la subida.


Mañana empezaré la subida para casa, sin prisas, en dos o tres días, según apetezca.
Como la tengo aquí al lado pasaré por la sierra de Cazorla.
He ido a caminar un rato.
Algo que suelo hacer siempre que puedo y he tenido que volver corriendo ha refugiarme en la tienda por que empezaba a llover con ganas.


He dejado esta foto porque me ha hecho gracia. 
Debido a la mala calidad del zoom del móvil parece mas una acuarela que una foto.


Casi no me da tiempo a recoger las cosas que tenía tendidas.
Mientras escribo estas lineas en la tienda llueve fuertemente y de pronto se oyen dos truenos estruendosos y como por arte de magia deja de llover.


Las consecuencias de la lluvia.


Ha salido el sol, aprovecharé para preparar la cena.


287 km.

Amanece un nuevo día.


Preparo la moto y empiezo la ruta de vuelta a casa, pero por la sierra de Cazorla, otro de los rincones privilegiados de la península.
Al llegar me encuentro con este magnifico espectáculo de niebla, luces y misterio.




La carretera que me encuentro es muy divertida con tramos en buen estado y tramos en estado  "terreno explorer" mas divertidos aún.
Mi intención era no parar a hacer fotos pues tengo la intención de venir por aquí a pasar unos días y conocerla con mas calma.
Siempre que he venido a sido de paso a la vuelta de un viaje y esto hay que remediarlo.
Pero ante tremendo espectáculo es difícil renunciar a la tentación de hacer fotos.
Las tres son muy parecidas, pero me han gustado las tres.




Parada para estirar las piernas....y hacer alguna foto.



Paso por pistas y caminos forestales asfaltados que desembocan en bonitos y perfectamente conservados pueblos.
Atravieso montañas, paso gargantas, sigo el curso de ríos.....ya tengo ganas de venir a pasar por aquí esos días.


Llego al camping, monto todo y a descansar a la piscina del camping.
Intenté bañarme pero el agua estaba helada.
Que dura es la vida del motero.


En este camping pasaré otra noche mas.
Me viene bien de campamento base para lo que quiero ver mañana.

469 km.

Aquí también hay gallos, pero no se si son muy madrugadores o unos juerguistas transnochadores, han estado toda la noche con el kikirikki.
Cuando callaban empezaban los perros con sus ladridos.
Una noche divertida.
Antes de empezar la ruta he ido a repostar y he estado charlando con un compañero motero.
Quiere comprarse la nueva Africa twin, tuvo la antigua, aunque ahora está en dique seco.
Hoy apetecía  un día de moto-moto, vamos que no he hecho ninguna foto, algo raro en mi, pero hoy a podido mas mi instinto motero, que mi instinto fotográfico.
Había oído hablar maravillas de las carreteras del interior de Alicante, pero me he encontrado mucho mas de lo que esperaba.
Carreteras muy moteras, con buen asfalto en general y curvas de lo mas divertidas, todo esto aderezado con un impresionante paisaje....si es que tienes tiempo de verlo.
Hoy he utilizado la parte mas deportiva de la explorer, siempre con la prudencia de paquete.
El gps iba encontrando algún atajo divertido.
A destacar el que rodea el pantano de Guadalest que aunque esta muy sucio y con algún desprendimiento, se puede pasar con cuidado.
Disfrutando de unas vistas diferentes a lo conocido del castillo de Guadalest.
Este camino acaba en el pueblo de Beniardá donde atraviesas sus bonitas, estrechas y empinadas calles para salir de nuevo  a la carretera.
Vas subiendo y bajando continuamente puertos de montaña frecuentados por ciclistas.
En estos días mucho mas exigentes físicamente, ya que estas todo el rato pilotando, curiosamente te cansas menos que haciendo los mismos kms por autovías o nacionales cómodas y amplias.
La ruta que pongo es aproximada, he cogido algunos desvíos "a mi aire" y a eso hay que sumarle los atajos que cogía el gps " a su aire".
Por cierto mi viejo gps ya ha llegado a su fin, no llega corriente, suerte que he podido utilizar el móvil, por aquí si que había datos.

285 km.

El último día un "to recto" para casa.
Como digo al principio un viaje que ha superado todas las expectativas.
Si las playas y costas de Almería son toda una maravilla, el interior también lo es y si lo descubres en moto lo disfrutaras mucho mas.

3020 km


45 horas de moto.


4.7 l/100 km consumo medio.


Nos vemos en la próxima.